Enfermedad de Asperger

También conocida como síndrome de Asperger, esta enfermedad fue descrita por primera vez entre los años cuarenta y cincuenta, cuando un pediatra llamado Hans Asperger, finaliza un estudio sobre un caso muy interesante de un grupo de niños con una alteración de las habilidades cognitivas y sociales.

Esta afección va a estar conformada por distintos síntomas y cuadros clínicos, sin embargo, uno de los más importantes y característicos de la enfermedad va a ser la incapacidad o dificultad en las relaciones las sociales.

¿Qué es la enfermedad de Asperger?

La enfermedad o síndrome de Asperger es una alteración del desarrollo, que va ser considerada parte del denominado espectro autista, la cual se caracteriza como una falta en el ámbito social, sobre todo en cuanto a la interacción y la comunicación con otras personas. Se puede definir a la enfermedad como un trastorno neurobiológico, donde existen alteraciones o una serie de anormalidades en aspectos como el lenguaje y su uso comunicativo con los semejantes, así como también la presencia de un comportamiento caracterizado por actos repetitivos.

enfermedad-asperger

Los individuos que presentan la enfermedad de Asperger, van a tener un estado, desde el punto de vista cognitivo, muy diferente al de una persona normal, ya que éstos siempre pensaran en la lógica y en situaciones que van más allá de la realidad. Sin embargo, serán muy buenos al momento de usar la memoria, donde muchos se caracterizan por tener grandes habilidades en cálculos matemáticos y otras áreas relacionadas con números, aunque pueden tener cierto grado de torpeza motora.

Muchas veces, aquellos con esta condición suelen expresar comportamientos exagerados como vociferando alto, pudiendo llegar a la agresividad, estando esto relacionado con su incapacidad de comunicar todas las frustraciones a las demás personas.

Desde el punto de vista epidemiológico, últimos estudios indican una prevalencia en todo el mundo, de 5 casos por cada 1000 individuos, sin embargo esto representa una cifra media ya que pueden variar significativamente. La enfermedad de Asperger es mucho más común a diferencia del autismo, teniendo una relación hasta de 15:1.

Síntomas y manifestaciones de la enfermedad de asperger

Como sabemos, el espectro autista presenta una amplia variedad de signos y síntomas, que varían según el niño y su edad. De manera general podemos encontrar:

Alteraciones en las habilidades sociales

  • Los niños nos disfrutan el contacto social.
  • Tiende a relacionarse mejor con adultos que con niños y no tienen interés en los deportes.
  • Le cuesta seguir reglas de juego, por tanto, es muy difícil su interacción con niños de su misma edad.
  • Se le dificulta entender las intenciones de los demás.
  • No tiene malicia, razón por la que tiende a confiar en exceso. Es ingenuo.
  • No le gusta ir al colegio y tiene constantes conflictos con sus compañeros.
  • No comprende los sentimientos de otras personas, pero tiende a tener rabietas por todo.

Alteraciones en la comunicación

  • Se le hace difícil observar a la persona con la que habla. No miran a los ojos.
  • No entiende sarcasmo ni ironías. Cree todo lo que se le dice, ya que le cuesta ubicarse en un contexto.
  • Se interesa muy poco por lo que dicen los demás. No presta atención.
  • Cuando algo lo apasiona, pierde todo su tiempo y energía en hablar, pensar o escribir sobre ese tema en particular.

¿Qué habilidades poseen los niños con enfermedad de Asperger?

Aunque esta es una patología que comprende una serie de limitaciones en el desarrollo social y emocional del infante, también presenta muchas ventajas, ya que estos niños poseen habilidades especiales, tales como:

  • Son niños muy lógicos, por lo que tienen un avanzado coeficiente intelectual, mayor de lo normal para la edad en la que se encuentre.
  • Generalmente aprenden a leer y contar de forma precoz. Incluso, algunos padres refieren que sus hijos aprenden a leer solos.
  • Tienen grandes habilidades matemáticas.
  • Una excelente memoria. Tienen la capacidad visual de recordar todo lo que se les presente.

¿Cómo se diagnostica la enfermedad de asperger?

El diagnóstico de este síndrome se basa principalmente en la parte clínica (observar signos), mediante una inspección profunda realizada preferiblemente por un médico psiquiatra o neurólogo, haciendo mucho énfasis en la historia relacionada con el desarrollo del niño, su entorno social y familiar, ya que esta afección, generalmente, suele diagnosticarse a temprana edad (entre los 5 y 12 años).

Dentro de todo el estudio clínico realizado por parte del cuerpo médico se contemplan ciertas pruebas, para manejar información desde el punto de vista neurológico, motriz, psíquico, cognitivo y hasta genético. Incluso se debe realizar pruebas de lenguaje.

Es de mucha importancia hacer el diagnóstico lo más precoz posible y de manera certera. Si se produce de forma tardía se generarán consecuencias psicológicas y traerá problemas, tanto para la familia como para el propio paciente. Además de todo esto, realizar un diagnóstico en un paciente de edad adulta suele ser mucho más difícil que en los niños.

Los especialistas en salud mental deben tener en cuenta siempre, que el síndrome puede venir acompañado de otro tipo de trastornos comunes en el espectro autista, que dificultaran su descubrimiento. Sin embargo, los médicos toman en consideración todos estos aspectos y se valen de técnicas y métodos para realizarlo de la mejor manera.

¿Cómo se produce la enfermedad de asperger?

En la actualidad, a pesar de todo el avance de la ciencia, las investigaciones, intereses e informaciones de las enfermedades mentales, aun no tenemos respuesta a la pregunta: ¿Por qué o cómo se produce este síndrome y el autismo en general? Sin embargo, existen una serie de factores bien respaldados que permiten señalarlos como parte de los mecanismos de producción de esta enfermedad en los niños.

Uno de estos factores está relacionado con alguna alteración en el desarrollo del tejido cerebral, durante el proceso de crecimiento post-parto. También en el periodo intrauterino, en el tiempo de formación del sistema nervioso central, puede existir un desplazamiento anormal de células embrionarias, que van a alterar significativamente la buena formación del tejido nervioso, lo que trae como consecuencia una falla en todas las comunicaciones del cerebro generando alteraciones del pensamiento.

Otros casos se han asociado con agentes teratógenos (un conjunto de factores que provocaran las enfermedades congénitas), en las primeras 7 a 8 semanas de gestación es donde se puede ver principalmente esta alteración. Actualmente aún se siguen haciendo investigaciones para encontrar más respuestas sobre la génesis de este síndrome o la formación de un niño del espectro autista como tal.

Tratamiento

No existe un tratamiento farmacológico único para la enfermedad de Asperger u otros tipos de autismo, sin embargo, hay una serie de medicamentos que pueden ayudar a sobrellevar los síntomas como por ejemplo, la depresión, ansiedad o la hiperreactividad que es capaz de expresar algún niño autista. El aripriprazol es uno de los fármacos más utilizados para tratar las manifestaciones de irritabilidad, así como también es muy usado la risperidona para disminuir los niveles de agitación del individuo.

asperger-tratamiento

Además de utilizar una serie de medicamentos, también se puede hacer uso de la psicoterapia con una serie de técnicas y mecanismos que siguen un patrón conocido con el objetivo de reducir los trastornos relacionados con el aspecto social y el comportamiento que se presentan en este trastorno u otra forma de autismo. Al principio quizás sea un poco complicado, debido a que estas personas demandan que respeten su privacidad. Sin embargo, poco a poco, se ira generando empatía y de esta manera mejorando su relación con otros compañeros o con personas adultas.

No se recomienda la automedicación, lo mejor es buscar ayuda con profesionales de salud calificados los cuales están para brindar a los padres toda la información necesaria para abordar las dificultades, manteniendo al niño en funcionamiento de acuerdo a sus necesidades y explotando distintas facetas de su inteligencia.

Suele verse en ciertos países que no se les presta la mejor atención a las personas con este padecimiento, debido la mayoría carece de información sobre este tema, es por eso que existe una política destinada para un mayor cuidado, información y educación, no solo para los niños afectados, sino también para sus familiares y de esta manera mejorar la calidad de vida para usted y su allegado enfermo.

Remedios naturales

  • Aceite de pescado: El cual contiene altas concentraciones de Omega-3, no solo ayuda a nuestro organismo a tener salud, sino que también, en los últimos tiempos, según estudios indican que la presencia de este ayudará significativamente con las relaciones sociales, sobre todo en un niño autista.
  • Vitamina C: Mejorara la salud en general y su administración en la dieta diaria ayudara al paciente con los problemas recurrentes de cognición que el individuo puede presentar.
  • Manzanilla: Ingerida en forma de té, al menos una vez al día conllevara a un mejor manejo de los síntomas producidos por el síndrome de Asperger u otro trastorno.
Enfermedad de Asperger
Media de votos
Deja tu comentario

error: Content is protected !!